Hotel Taj Palace en Delhi

Hotel Taj Palace

Quizás por el cansancio de tantas horas de viaje, o quizás por aquella primera impresión de Delhi, lo cierto es que el hotel Taj Palace en Delhi nos pareció como un espejismo en medio de un desierto. Un esplendoroso hotel de lujo localizado junto a un frondoso bosque, el que ellos consideran su pulmón.

El Hotel Taj Palace Delhi es un hotel claramente comercial, destinado a hombres de negocios y convenciones, pues según nos indican es el que suelen elegir cuando hay algún tipo de eventos de empresas especial. El frontal del edificio nos recibe con un camino particular para vehículos que se introduce bajo el pórtico de entrada del hotel para así dejarnos en las mismas puertas. En letras doradas, por encima de nuestra cabezas, el letrero de Taj Convention Center.

El hotel tiene 8 plantas que se distribuyen en L y que dejan en medio un jardín con un piscina magnífica. A su entrada nos recibe el portero engalanado con ropas típicas indias y que a mí me recordó a Sandokán. De hecho, pensé que sólo le faltaba llevar al cinto la espada gurka curvada.

La entrada en le hotel nada más cruzar las puertas fue espectacular; todo un mosaico de lujo con suelos de mármol brillante, grandes arañas que cuelgan del techo y paredes cubiertas por todos lados de dorados y tapices.

Las habitaciones son muy completas, pero lo mejor es su cuarto de baño, también con dorados y mármoles. No les falta un detalle, eso es cierto: televisión, minibar completo, aire acondicionado, productos de baño, y una cama king size, grandísima.

Entre sus restaurantes voy a destacar dos:

Ishtana: allí pude degustar mi primera cena en la India. El ambiente es muy acogedor, con luces cálidas, con un grupo tocando música típica india pero a un ritmo ambiental, y situados junto al jardín y la piscina, iluminada de noche. El buffet es excelente y muy completo.

Orient Express: su nombre lo dice todo. Sólo asomamos la cabeza, pero la verdad es que resulta espectacular pues la decoración es como si se tratara de un vagón del legendario tren. La forma es la de una estación de tren antigua, y allí están estos vagones de principios de siglo en los que comes tranquilamente.

Por cierto, el hotel también tiene campo de tenis, sala de fitness y hasta un campo de golf de 9 hoyos.

Si queréis más información o hacer una reserva, aquí podéis entrar en el Hotel Taj Palace Delhi.

Imprimir

Etiquetas:

Categorias: Hoteles en la India, Nueva Delhi, Viaje a la India


Deja tu comentario