Tumba de Humayun, primer rey mogol

Tumba de Humayun

Situado a unos 5 kms. al sur de la Plaza Connaught, donde en las cercanías estuvimos viendo tanto el Templo Sikh, como la Puerta de la India, se encuentra la Tumba de Humayún, la Purana Qila.

Humayún fue el segundo emperador mogol de la Historia. Su reinado estuvo plagado de batallas y enfrentamientos en los vastos territorios de un Imperio, el mogol, que su padre, el fundador, le había legado desestabilizado y sin completar. Además, las arcas del imperio se encontraban en muy mal estado, y por eso, en varias ocasiones aceptó rescates para levantar los sitios de las ciudades a las que cercaba.

No obstante, todo su reinado estuvo luchando contra los afganos y contra Sher Shah, su principal rival. Desde 1530 hasta 1554 fueran una sucesión de victorias y derrotas por parte iguales, de ciudades que recuperaba y volvía a perder, como Bengala, de donde tuvo que huir para refugiarse primero en Agra y luego en el Punjab, y de ahí a Persia, donde le dieron el dinero necesario para formar un espléndido ejército con el que recuperar sus territorios.

Gracias a esta ayuda, en el año 1555, tras haber estado exiliado 15 años, volvió a recuperar su trono, al entrar en Delhi, sin embargo apenas pudo disfrutarlo un año, pues murió un año después al caer desde unas escaleras en su biblioteca.

Aquí arranca la historia del monumento que hoy os describo, pues su mujer, Hamida Begum, mandó construirlo como mausoleo para su esposo.

La entrada a la Tumba de Humayún se hace a través de unos magníficos jardines, en cuyo fondo se sitúa este mausoleo que es la mejor muestra del arte mogol en Delhi. La primera impresión es la de estar ante el Taj Mahal, pero con otro tipo de cerámica de colores, y es que el tono de este monumento es rojizo arcilloso, mientras que el de Agra está hecho en mármol blanco.

Sea como sea, la Tumba de Humayún está considerada como la obra en la que se basaron para construir años después el Taj Mahal.

Imprimir

Categorias: Nueva Delhi


Deja tu comentario