Kushinagar, un destino de peregrinaje budista

Kushinar, templo nirvana

Kushinagar es una de las ciudades más importantes para la religión budista. Forma parte del estado de Uttar Pradesh, y se encuentra a unos 50 kilómetros de Gorakhpur. Se trata de uno de sus principales centros religiosos y sus monumentos configuran un conjunto fastuoso de templos e iconos tallados en la roca, de inmensas proporciones.

También conocida como Kasia o Kusinara, es famosa ya que es el sitio en que Buda falleció. Se cree que su cuerpo fue cremado en el templo Ramabhar, junto al río Hiranyavati. Los muchos templos que se construyeron allí datan de los siglos III a V, y es especialmente significativa la imagen de Buda tallada en piedra roja.

El templo de Nirvana alberga hoy esa estatua, que muestra a Buda reclinado. Mide nada menos que 6 metros y fue hallada bajo tierra durante unas excavaciones efectuadas en 1876. Su antigüedad se calcula en dos milenios y medio, ya que las inscripciones datan sus orígenes en el siglo V antes de Cristo. Durante muchísimo tiempo, todo el complejo se encontró en estado de abandono, y fue gracias a los trabajos de excavación de mediados del siglo XIX que fueron sacados a la luz. Desde entonces, recibe miles de visitantes cada año.

Otro de los principales monumentos religiosos de Kushinagar es el Santuario Mathakuar, construido en el sitio en que Buda dio su último sermón. La estatua que se encuentra en su interior fue tallada en piedra negra.

El Templo japonés, con su estilo inconfundible, fue traído en verdad desde Japón. Se trata de una sola cámara de planta circular, con una imagen de Buda hecha de oro, iluminada por la luz natural que ingresa por una pequeña abertura.

El Museo de Kushinagar es el sitio indicado para conocer más a fondo la apasionante historia del lugar, a través de los 250 objetos que se encuentran en su interior. Hallazgos arquitectónicos, estatuas de bronce, esculturas y monedas son parte de su acervo.

Foto Vía: The zen site

Imprimir

Etiquetas: ,

Categorias: Kushinagar


Deja tu comentario